6.2 C
Latacunga
domingo, agosto 14, 2022

Recomendado

El Baskonia asalta el Palau

No es fácil vencer al Barça, menos aún en el Palau, con la autoridad con la que lo hizo Bitci Baskonia. Un equipo superlativo, probablemente en su mejor versión de toda la temporada, que tuvo en Enoch, Baldwin y Costello tres auténticos estiletes en ataque. Los baskonistas jugaron mucho y muy cómodos, con un nivel de acierto altísimo mientras que el Barça, que no tiró la toalla hasta el final, fue siempre a remolque. Pagaron un inicio desastroso y nada pudieron hacer ante un Baskonia muy sólido que no se dejó sorprender.

No pareció el Barça el equipo que saltó al parqué del Palau, haciendo aguas por todos lados y viéndose superado por Baskonia en todas las facetas del juego. Tanto en lo colectivo como en lo individual, el Barça estuvo muy por detrás de su rival y muy lejos de su nivel. Laprovittola tuvo muchos problemas para controlar a Baldwin, Enoch dominó la pintura y, en general, los visitantes lograron canastas muy fáciles. Un equipo como el Barça, que es una de las mejores defensas de Europa, no supo frenar a Baskonia (6-17) ante el enfado más que evidente de Jasikevicius. El desgaste físico del partido de Euroliga ante Efes, con prórroga incluida, pasó factura a los locales. Sin la aportación del tiro exterior, el Barça fue a remolque.

Mientras que al Barça le siguió costando mucho esfuerzo anotar cada canasta, Baskonia estaba simplemente encestándolo todo. Fueron un equipo con un nivel de acierto encomiable, contestando a cada acción del Barça con una mejor y silenciando el Palau a base de triples. Un equipo lanzado, que transicionó rápido siempre que pudo y que no especuló en absoluto con la ventaja en el marcador (20-38). Jokubaitis, el mejor del Barça hasta el momento, ayudó decididamente a minimizar la desventaja antes del descanso. Los triples, sin embargo, seguían sin entrar.

La defensa azulgrana mejoró ya al final del segundo cuarto, bajando los porcentajes de acierto de Baskonia y abriendo la posibilidad de acercarse en el marcador, una oportunidad que aprovechó Mirotic. El montenegrino apareció en el momento oportuno y demostró porqué es el líder del Barça. 13 puntos antes del descanso y, lo más importante, la certeza de que jugando a ese nivel tendrían al menos una posibilidad de darle la vuelta al partido.

La suerte para Baskonia, o la desgracia para el Barça, fue que Enoch siguió tras el descanso a un nivel altísimo. Machacó, tiró de tres, defendió bien… un dolor de cabeza para el Barça que no encontró el mecanismo para frenarle. Tampoco para impedir la circulación de balón de Baskonia, fluida y rápida, que tanto daño hizo a los de Jasikevicius (54-68). Estaban a diez minutos de llevarse el partido.

Pero el Barça no había dicho la última palabra y todos los ingredientes para creer en la remontada empezaban a mezclarse. El Palau apretó en comunión con su equipo, Mirotic siguió anotando y la diferencia bajó por debajo de los 10 puntos gracias a un gran parcial local. A cinco minutos del final, la distancia era de tan solo seis puntos, un hecho que sin embargo no fue a más. El Barça continuó fallando triples, los anotó Baskonia, y Baldwin y Costello acabaron de darle la puntilla a los azulgrana en un final muy plácido para los visitantes.

Recomendado

No te pierdas