9.1 C
Latacunga
martes, julio 5, 2022

Recomendado

Perú colocó bonos sostenibles por 4.000 millones de dólares.

Lima.- Perú colocó bonos sostenibles por 4.000 millones de dólares con vencimientos en 2034, 2051 y 2072 y tasas cupones de 3 %, 3,55 % y 3,60 %, en un exitosa operación de endeudamiento en el mercado internacional, según informó el ministerio de Economía y Finanzas.

Las colocaciones de los bonos peruanos se realizaron en un escenario positivo debido a una demanda de inversionistas que en su mejor momento superó los 10.000 millones de dólares y cerrando con un margen (spread) sobre el Tesoro de Estados Unidos de 150, 150 y 180 puntos básicos para los tramos de los años 2034, 2051 y 2072, respectivamente.

El ministro de Economía, Pedro Francke, declaró que «es la primera vez que el Perú emite bonos sostenibles y nos unimos a los países que realizan este tipo de emisiones».

«La elevada demanda y la exitosa colocación de estos bonos globales peruanos son una confirmación de que los inversionistas internacionales continúan considerando que los fundamentos macroeconómicos del Perú se mantienen sólidos», añadió.

En esta operación, las emisiones con vencimientos al 2034 y 2072, por 2.250 millones y 1.000 millones de dólares, representaron los primeros bonos sostenibles emitidos por Perú haciendo uso de los términos del Marco del Bono Sostenible recientemente aprobado.

La captación de recursos con esta herramienta tiene el propósito de financiar proyectos y gastos que generen impactos positivos sobre el medio ambiente y promuevan el acceso equitativo y de calidad a los servicios de salud, vivienda, y educación, precisó el ministerio peruano.

Las tres emisiones lograron concentrar una demanda proveniente de más de 250 inversionistas internacionales y locales.

La distribución de la demanda por región fue principalmente de un 57 % de inversionistas de América y un 31 % de Europa del Este y África.

La distribución por tipo de inversionista fue un 56 % de Asset Managers, un 19 % de Hedge Funds, y un 4,6 % de compañías de seguros, entre otros.

Recientemente Fitch bajó su calificación para la deuda peruana en moneda extranjera de BBB+ con perspectiva negativa a BBB con perspectiva estable, mientras que Standard & Poor’s (S&P) la mantuvo en BBB+, como en la mayoría de las agencias clasificadoras de riesgo, y para moneda nacional con A- con perspectiva negativa.

El ajuste de Fitch se debió a una erosión gradual de la fortaleza fiscal, que se vio exacerbada por la pandemia, agregado a una expectativa de crecimiento más baja de la economía y a los retos que la administración pública puede afrontar por las demandas sociales generadas tras la pandemia.

Pese a este cambio, el Ministerio de Economía destacó que Perú se mantiene como el segundo país con mejor clasificación crediticia de Latinoamérica. EFE

mmr/cfa

Recomendado

No te pierdas