11.1 C
Latacunga
sábado, julio 2, 2022

Recomendado

Vuelven cuatro cedidos

Cuatro jugadores y cuatro dilemas. Qué hacer; seguir o salir. Esa es la pregunta que Odriozola, Reinier, Kubo y Mayoral se harán en poco más de un mes, cuando les toque regresar a la dinámica del Real Madrid tras finalizar sus cesiones. En este sentido, dos de ellos tienen más opciones de continuar de blanco: Odriozola y Mayoral. El primero, por la vacante abierta del lateral derecho (parcheada estos años de manera notable por Lucas Vázquez, pero cuya posición natural no es esa); y el segundo, por la escasa confianza de Ancelotti en Jovic y Mariano, a los cuales se les buscará salida. El quinto cedido, Brahim, fue prestado al Milan inclusive junio de 2023; le queda un año más como rossonero y lo cumplirá.

Odriozola

Su temporada en la Fiorentina ha sido notable. Se trata de uno de los jugadores que más fútbol ha recuperado de la hornada de cedidos, recordando en muchos tramos a esa bala que deslumbró galopando la banda de Anoeta e hizo ensoñar los teléfonos el verano de 2018. De hecho, fue él quien decidió marcharse a Florencia el verano pasado, pese a que Ancelotti le ofreciese quedarse. «Hablé con Ancelotti y me dijo que si me quedaba estaba perfecto, que confiaba en mi calidad, pero me parecía poco honesto ocupar una plaza en ese vestuario sabiendo que era el tercero e iba a jugar muy poco o nada», reconoció en febrero.

Tras jugar 27 partidos entre Serie A (25) y Copa (2), además de marcar un gol (el Genoa en la jornada 22), volverá al Real Madrid y será para quedarse. Al menos, ese es uno de los puntos del ‘Plan de futuro del Madrid’ que AS desveló hace unos días. La idea es que Odriozola pueda oxigenar a un Carvajal huérfano de suplente y al que estos años le han estado cubriendo dos jugadores que no son laterales como tal, Lucas Vázquez y Nacho. El regreso de Álvaro, con 26 años y contrato de blanco inclusive 2024, reforzará un puesto que pedía una llegada a gritos.

Reinier

Su situación es, sin duda, la más delicada de todos los cedidos. Primero y lo más importante, porque a día de hoy no ha explotado como el futbolista que se esperaba, siendo su doble año en el Borussia Dortmund un fracaso que le tiene en el atolladero. Y segundo, porque de quedarse ocuparía plaza de extracomunitario y eso, además de inviable (las tres, a día de hoy, están ocupadas por Militao, Rodrygo y Vinicius), está descartado (en caso de que Vinicius reciba la doble nacionalidad próximamente, como se espera, hay otros nombres por delante).

Tiene contrato en el Real Madrid inclusive 2026 y el club ha decidido que volverá a salir cedido. Pero mide cuál será su próximo préstamo al milímetro, para evitar de todas las maneras otro fiasco. Reinier costó 30 millones y necesita imperiosamente jugar. Recuperar la confianza en sí mismo y en su entretenimiento. En sus dos años en Alemania sólo ha disputado 741 minutos. En la lista ya hay varios pretendientes, como el Valladolid (la buena relación con Ronaldo siempre ha facilitado las negociaciones con Zorrilla) o el Sporting de Portugal.

Kubo

Con el nipón hay dos problemas: la plaza de extracomunitario y el ‘caso Asensio’. Por partes. Para que un jugador japonés reciba la nacionalidad española debe perforar un proceso diferente al de un jugador procedete de Sudamérica. En el caso de Take, no puede pedir el pasaporte español inclusive pasados diez años de residencia en España. Esto le ha hecho encadenar temporadas de cesiones: Villarreal, Getafe, Mallorca dos veces…

Y luego está el overbooking en la banda. Un colapso que podría aligerarse si saliese Asensio este verano. La situación del balear está siendo tratada, tiene contrato inclusive 2023 y eso, traducido a idioma del Real Madrid, significa que o renueva o se le buscará una salida estos meses, evitando que salga gratis al finalizar este curso. De marcharse, las opciones de que Kubo se quedase en el Real Madrid subirían notablemente. En cualquier caso, la carta de otra cesión está sobre la mesa.

Mayoral

Tiene muchas opciones de quedarse, porque el club enumeración con encontrarle una salida a Jovic y Mariano. Como ha ido contanto AS en los últimos meses, la marcha del serbio parece que será más fácil de hacer que la del de Premiá de Mar; principalmente, porque uno está a favor de salir en busca de minutos, pero el otro tiene la firme voluntad de quedarse. En el Real Madrid se ve con buenos ojos que el suplente de Benzema esta temporada sea un Mayoral claramente al alza tanto en minutos como en rendimiento.

La temporada pasada salió rumbo a Roma con una cesión de dos temporadas (el conjunto italiano tenía una opción de negocio la primera de 15 millones y la segunda, de 20). En su primer curso brilló, siendo la referencia de los romanos y firmando 17 goles. Era casi indiscutible para Paulo Fonseca, pero con la llegada de Mourinho desapareció. El portugués decidió apostar por Tammy Abraham (fichado el pasado verano por 40 millones). Mayoral decidió salir y recaló en el Getafe, donde en unos meses ha marcado seis goles y sido la bandera de la salvación del Getafe. «Haré la pretemporada con el Madrid y veré el feeling», dijo. Ese feeling, de momento, es positivo.

Recomendado

No te pierdas